Encuentros extraños en el metro

FASHION, TRAVEL DIARY | 19 julio, 2012 | By

Me acabo de hacer pasar por Lucía, es el nombre que utilizo cuando no me apetece usar el mío. De vez en cuando, me convierto también en María, pero menos. Lucía me gusta más.

Acabo de salir de hacerme limpieza de cutis de mi maravilloso gimnasio y volvía en el metro. A estas horas, ya no hay nadie y no me importa ir . Menos mal, porque lo odio con ordas de gente.

Sentada en un asiento, mirando el techo, relajada. Se para un argentino delante de mí y me dice “¡Qué bonito el colgante! ¿Es un símbolo religioso verdad?” Yo asiento, sin decir palabra.  “¿Qué es?” Sigue su monólogo personal. “La mano de Fátima” contesto. Estaba claro que él no tenía ni idea de lo que representa.

Y, sin ton ni son, me cuenta su vida.  Era argentino, de Mendoza, se había aburrido de su vida “perfecta” (casita para él pagada por sus padres, Universidad, amigos, “vida social”, bla, bla, bla…, vamos un niño bien que no valoraba nada y no tenía ilusión por nada porque siempre había tenido lo que había salido por su boca) y había decidido venirse aquí, a España. Yo seguía muda. Me sorprendía la situación y llegaba a resultarme incomoda. ¡Menudo pesado! La conversación no termina aquí pero me resulta hasta perezosa a mí…

Ahora entiendo por qué no hablo con argentinos. El único que conozco y con el que mantengo contacto es mi gran amigo Francisco, yo lo llamo “Pelos”. Un rubiazo con pelo largo rizado, que a veces va despeinado (de ahí su nombre). Es maravilloso. Niño bien (pero éste sí que es niño bien de verdad), muy cultureta, inteligente e interesante, guapo, con imán para las mujeres, un Adonis. Yo la primera vez que lo vi, me encantó. Dije: “lo quiero”. Me ha pasado con muy pocas personas en mi vida, pues una es con él. Ahora vive con su chica en Buenos Aires. Iré a verlos algún día, a disfrutar de ellos.

 El tasador de diamantes que vendía bolsos y carteras en Taiwan. Es otro de los personajes que me he encontrado en el metro y al que he llamado la atención. Todo el mundo pregunta, ¿y cómo va ese tío en metro? Eso dije yo….

Salí del gimnasio y metro camino hacia casa. En aquel momento llevaba el LV de colección que mi madre me regaló hace años y que yo no había utilizado hasta este octubre. Mi madre es una LV Woman de arriba abajo (le fascina Louis Vuitton) y, por ello, cuento con varias cosas de la marca.

El hombre me lo miró fijamente. Sólo lo había visto en París y en Londres, me comentó. Claro, yo ni idea. Sé que es de colección y nada más. Cuando estuve en París este marzo (ese viaje se merece otro post) me lo encontré en la exposición como uno de los 50 bolsos estrella de Marc Jacobs. Era de la colección primavera verano del 2007. Vamos, para la gente que va a la última, “pasado de moda”, pero todo el mundo que tiene un gusto exquisito le gusta. Llama mucho la atención, para mí, quizá demasiado. Pero no puedo negar que es bonito y distinto.

Este señor, que me halagó en todos los sentidos, quería cenar conmigo. Yo, por supuesto, me negué. Otro a hablar de su libro, pensé. Ni pagando, vamos. Que le aguante otra. Yo paso. Actualmente y según su discurso, compra relojes y bolsos a las firmas en Paris y Londres y las vende en Taiwan a la clase alta.  En España y en Italia, en cambio, compra bolsos de segunda mano y los vende a la clase media. Inmediatamente pensé ¿me quieres comprar el bolso? ¿Venderme alguno o venderme a mí?

Su secretaria me pidió mi teléfono que, por supuesto, no obtuvo. Él me dio su tarjeta. Aquí tenéis su web por si le queréis echar un ojo J.J Diamond & Jewelry Wholesale Co Ltd. 

Yo sigo sin entender por qué me encuentro a gente extraña…

Comments

  1. Leave a Reply

    Alba
    20 julio, 2012

    Te encuentras con gente extraña pork tu luz les atrae a veces para bien y a veces para mal pero quizas es el precio k tienes k pagar,ja ja…

    • Leave a Reply

      shinyhappythingss
      20 julio, 2012

      Será eso, será eso…¿y en qué momento he decidido tener tanta? Si algún día lo hice, creo que no me acuerdo….

  2. Leave a Reply

    Jo-Joana
    20 julio, 2012

    Pequeña siempre has tenido un “no se que” que hace que la gente quiera contarte su vida…jijijiji un beso valenciano

  3. Leave a Reply

    Mer
    20 julio, 2012

    Yo debo tener un gusto “exquisito” porque ese bolso me flotaaaaaaaaaaaaa.Jajajaja.Ya te lo habia fichado yo ya……

    • Leave a Reply

      shinyhappythingss
      20 julio, 2012

      Efectivamente, tú lo tienes!!! ¿Ya lo sabías no? Sino, te lo digo yo… Tienes una delicadeza y sensibilidad especial. Por eso te flota 😉
      Nos vemos pronto, no?

      • Mer
        22 julio, 2012

        Si si,me han dicho que tienes pensado venir por aqui en Agosto y me ha gustado mucho!!!

  4. Leave a Reply

    be
    20 julio, 2012

    pero por qué es tan bonito, ese bolso, me flipa, espectacular! pues mira, yo no te conozco mucho…de momento, pero efectivamente, como bien dices dan ganas de pararse a hablar contigo, desprendes vitalidad, serenidad, paz, siempre tienes una sonrisa y un buen gesto, yo creo que se llama magnetismo, muy pocas personas lo tienen, yo tengo una amiga, Ali, es como tú, “arrasa por donde pasa”, no se que tiene, pero atrae, le pasa cada una con el sexo contrario!..tiene imán de atracción, es como le digo yo, es un algo especial…ella dice tia será el olor? no hija no,somos como animales,no deprendemos olor con el celo…jaja

  5. Leave a Reply

    PatriciadeAndrés
    24 julio, 2012

    Eres preciosa y tienes una voz genial y una forma de hablar que engancha, eres ideal!!

Leave a Comment

You can use these HTML tags:
<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>